Farmacia: C-397-F

info@farmaciagarciapravos.com

Temas

Halitosis: origen, causas y soluciones

21/08/2017 · Salud

La halitosis, o mal aliento, es un problema muy frecuente entre la población. Se conoce como halitosis al conjunto de olores desagradables que desprende la boca. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el 60 por ciento de la población sufre o ha sufrido de mal aliento en algún momento de su vida.

El mal aliento es una de las patologías más antiguas y con mayor impacto en las relaciones sociales. Cuando una persona es consciente de que tiene mal aliento, puede padecer ciertos traumas psicológicos o conductuales tales como cubrirse la boca al hablar, mantener una distancia interpersonal mayor de lo normal, o volverse más retraído socialmente. Por esto es tan importante conocer la existencia del problema para poder darle solución.

ORIGEN

Existen dos tipos de halitosis. La halitoisis oral y la halitosis extraoral.

Halitosis oral: proviene de la propia cavidad oral y se debe principalmente (en un 41%) a la acumulación de placa bacteriana en la lengua. Aunque también puede estar causada por otras situaciones como: problemas periodontales, caries dentales, hábito de fumar, entre otras. La halitosis oral corresponde al 90% de casos de mal aliento entre la población.

Halitosis extraoral: Cuando la halitosis se origina fuera de la cavidad oral, se denomina halitosis extraoral. Se debe principalmente a trastornos sistémicos, del tracto respiratorio superior/inferior, del sistema digestivo, así como enfermedades hepáticas o renales. 

CAUSAS

Las causas de la halitosis pueden ser patológicas o no patológicas.


No patológicas:

Aliento matutino: durante el sueño el flujo de la saliva disminuye. Ello facilita el crecimiento incontrolado de bacterias productoras de gases malolientes.

Edad: la calidad del aliento cambia con la edad. Es probable que los ancianos sufran cambios regresivos en las glándulas salivales y afecten a la calidad y cantidad de la saliva, incluso con una buena higiene bucal.

Prótesis dentaless: las dentaduras postizas y puentes pueden acumular restos de comida. Si se dejan toda la noche se produce un desagradable y característico olor.

Fármacos: existen medicamentos que producen xerostomía (boca seca), como los anticolinérgicos, antidepresivos, etc. La saliva favorece la limpieza de cavidad oral y reduce el mal olor, por lo que tener una menor salivación hace que podamos sufrir halitosis.

Tabaco: fumar crea un aliento característico y poco agradable. El olor a "fumador" puede prolongarse días, incluso después de haber dejado de fumar.

Periodos de ayuno: saltarse las comidas y llevar una dieta hipocalórica puede favorecer el mal aliento.

Dieta: después de la ingesta de algunos alimentos (cebolla, ajo, etc.) o el consumo de alcohol, ciertos metabolitos pueden absorberse a nivel gastrointestinal, pasan a la circulación, se metabolizan en la mucosa e hígado y son expulsados por los pulmones.

 

Causas patológicas:

Enfermedad periodontal, caries: Las caries o problemas en las encías son una causa frecuente del mal aliento. Es fundamental hacernos revisiones periódicas en el dentista mantener la salud de nuestra boca.

Higiene oral deficiente: la falta de eliminación de placa bacteriana, provoca el crecimiento bacteriano. Los lugares donde se suelen acumular las bacterias son la lengua, espacios interdentales área subgingival que pueden producir abscesos. La lengua es la localización de mayor predominio de las bacterias anaerobias en la boca (bacterias que necesitan oxígeno para vivir). Es fundamental realizar una buena higiene bucal

Causas ulcerativas: úlceras traumáticas, infecciosas, estomatitis, etc. Si temos problemas estomacales, úlceras en la boca, u otro tipo de problemas, será mucho más probable que padezcamos de halitosis. Es importante saber de dónde viene el problema, para tratarlo adecuadamente y evitar el mal aliento.

Faringe: infecciones víricas, bacterianas o fúngicas. Con los catarros, gripes, infecciones de garganta, se incrementa el riesgo de padecer halitosis. Debemos acentuar la frecuencia con la que labamos nuestra boca, para evitar la halitosis.

Necrosis por radioterapia y quimioterapia: en pacientes con cáncer. Necrosis es la muerte de un tejido sano por causa de la radioterapia. La necrosis por radiación es un efecto secundario de la radioterapia administrada para destruir las células cancerosas. Se puede presentar después de haber terminado el tratamiento de cáncer. Estos pacientes suelen padecer halitosis como consecuencia de la radio o la quimio.

SOLUCIONES 

Para poner solución a la halitosis hay que averiguar qué la produce. Conociendo la cuasa, en muchos casos, podremos atajarla o mejorarla. En el caso de ser producida por una causa patológica de difícil solución, siempre podremos mejorar la halitosis cuidando la higiene y utilizando los productos específicos para nuestro caso concreto.

La higiene bucal adaptada a las necesidades de cada individuo es básica para atajar el problema del mal aliento. Las personas mayores, según sus características físicas, su estado de salud, la medicación que tomen, etc. deberán utilizar unos productos de higiene bucal concretos para mejorar la salud de su boca y evitar los problemas de halitosis.

La mayor parte de la población desconoce los utensilios de higiene bucodental que existen en el mercado. Utilizar los adecuados para cada edad, características de la boca y problemas dentales, es vital para nuestra salud bucal.

Además del conocido cepillo de dientes, existen infinidad de utensilios para la salud de la boca: cepillos eléctricos, hilo dental, cepillos interdentales, irrigadores, reveladores de placa, cepillo de ortodoncia, colutorios...

Nuestro farmacéutico de confianza es el aliado perfecto de nuestra salud bucodental. Para mantener la salud de nuestra boca y evitar la temida halitosis, podemos contar con el consejo farmacéutico. Nos indicará los productos más adecuados para nosotros y qué utensilios de higiene debemos utilizar. 

Recuerda que las revisiones periódicas en el dentista y una buena higiene oral son sinónimo de salud bucodental.

¡Compártelo!

¿Tiene alguna duda?
981 583 079