Farmacia: C-397-F

info@farmaciagarciapravos.com

Temas

¿Qué son y por qué nos salen sabañones?

02/02/2017 · Salud

Los sabañones o eritema pernio son una inflamación bajo la piel, acompañada de prurito y dolor, producida por el efecto repetido o prolongado del frío o la humedad.

Los sabañones, están caracterizados por la rojez, hinchazón y sensibilidad que se produce en los vasos sanguíneos periféricos de la piel. Aparecen normalmente en dedos de manos y pies, nariz y orejas. Se produce una inflamación dolorosa en los vasos sanguíneos cuándo se somete a un calor súbito una zona que anteriormente ha estado expuesta a un frío extremo.

Normalmente desaparecen tras un par de semanas de tratamiento. Sin embargo pueden reaparecer durante años, especialmente cuándo hace un tiempo muy fío y nos sometemos a cambios de temperatura bruscos.

 
Principales síntomas

Los síntomas más comunes de los sabañones incluyen:

  • Hinchazón
  • Coloración de la piel de rojo a púrpura-morado
  • Picor en las zonas afectadas de las manos y los pies
  • Sensación de ardor, picor y dolor
  • Ampollas
  • Ulceración


En general no suele ser necesario acudir al médico para tratar los sabañones. Las aplicaciones tópicas sin receta normalmente resultan suficientes para tratarlos, aliviando el picor y el dolor y haciendo que desaparezcan. Sin embargo, en ocasiones los sabañones pueden ser graves y presentar señales de infección. En estos casos, es necesaria la visita al médico de cabecera para tratarlos de la forma adecuada. También habrá que acudir al médico si tras un par de semanas de tratamiento en las zonas afectadas, no se aprecia mejoría, sobre todo si se padece de diabetes o problemas circulatorios, ya que podrían darse complicaciones.

 
Causas de los Sabañones

Las causas de los sabañones están relacionadas con las reacciones anormales del cuerpo al frío. Ocurren en zonas que están sometidas a un calentamiento intenso y rápido tras estar expuestas al frío. Por ejemplo, puede desarrollar sabañones si se calienta las manos directamente sobre un fuego, calentador o radiador. El calentamiento rápido de la piel lleva a la expansión de los pequeños vasos sanguíneos que hay bajo la piel. Esto resulta en la filtración de sangre hacia los tejidos de los alrededores.

El riesgo de desarrollar sabañones se puede incrementar debido a los siguientes factores:

Trabajar en zonas de mucho frío o en contacto directo con hielo o agua muy fría: Si su piel queda expuesto a temperaturas frías y entonces se calienta, puede ser propenso a desarrollar sabañones.

Ser mujer y de piel clara y delicada: Se sabe que las mujeres corren un riesgo mayor de desarrollar sabañones, sobre todo mujeres de piel fina y clara, son más propensas.

Peso Corporal: Los persona con un peso corporal bajo corren un mayor riesgo de sabañones.

Clima: Los sabañones no son comunes en regiones muy frías y secas porque la ropa y las condiciones de vida en dichas zonas ofrecen una protección del frío adecuada. En zonas donde tienen un clima frío junto a una humedad alta, el riesgo de sabañones es mayor.

Época del año: Los sabañones ocurren más comúnmente entre el mes de noviembre y abril.

Calzado inadecuado: Llevar zapatos que no quedan bien puede causar una presión en la piel que resulta en un mayor riesgo de sabañones. Si ya tiene sabañones, pueden empeorar por este problema.

Problemas circulatorios: Los individuos que experimentan problemas de circulación son más vulnerables a los cambios de temperatura y esto les coloca en un riesgo mayor de desarrollar sabañones.

Fenómeno de Raynaud: Quienes han sido diagnosticados con el fenómeno de Raynaud son más propensos a desarrollar sabañones.

Dentro de los grupos de riesgo de padecer sabañones se encuentran:

  • Las personas mayores y los niños
  • Las personas que consumen alcohol y tabaco, ya que tanto el alcohol como la nicotina inhiben la circulación sanguinea.
  • El hambre, la deshidratación y la fatiga, también pueden propiciar la aparición de sabañones, ya que en estas circunstancias el organismo no tiene la misma capacidad para defenderse del frío.

 
Remedios para los Sabañones

El tratamiento para los sabañones incluye aplicaciones tópicas de colicosteroides que alivian la rojez, la hinchazón y el picor. En algunos casos, se utilizan medicamentos para reducir la presión sanguínea para tratar los sabañones, ya que ayudan a abrir los vasos sanguíneos. Puede ser necesario tratar las heridas en caso de que se haya rasgado la piel. Esto ayudará a prevenir más infecciones.


Estos son algunos consejos y remedios naturales ayudar a aliviar los síntomas. Incluyen:

  • Elevar la zona afectada del cuerpo para reducir la hinchazón.
  • También permanecer en interiores para evitar una exposición prolongada al frío. El cuerpo necesita adaptarse naturalmente a temperaturas cálidas.
  • Una vez su cuerpo se ajuste a la temperatura ambiente, masajee suavemente la zona afectada para mejorar el flujo sanguíneo. Se puede utilizar aceite de alcanfor.
  • Para prevenir que los sabañones se agraven más, mantenga los pies cálidos en todo momento. Lleve pantalones largos, calentadores de piernas, calcetines largos de lana o botas altas.
  • Evite exponer la piel a cualquier calor directo, especialmente tras exponerla al frío.
  • Evite fumar ya que puede enlentecer la circulación de los pequeños vasos sanguíneos y colocarle en un mayor riesgo de desarrollar los sabañones.
  • Use plantillas termales para mantener los pies calientes.
  • La hierba gingko biloba es conocida por ayudar en el tratamiento de los sabañones. Ayuda a mejorar el funcionamiento del sistema circulatorio y mejora el flujo sanguíneo en las extremidades.
  • El jengibre también es un gran remedio natural para los sabañones, ya que estimula la circulación y tiene propiedades antiinflamatorias.
  • El romero es otra hierba beneficiosa para los sabañones. Mejora la fuerza de los vasos sanguíneos y ayuda a la correcta circulación.

Dieta anti Sabañones

Incluya muchos alimentos ricos en vitamina C y A en su dieta. La vitamina C ayuda a la rápida curación de los tejidos corporales y garantiza una recuperación adecuada. Incorpore también mijo y espinacas, ya que contienen cantidades sustanciales de calcio. Otros alimentos beneficiosos para incluir en la dieta para sabañones incluyen la yema de huevo, las semillas de sésamo, las almendras y los alimentos ricos en vitaminas E y K.

 
Prevención de los Sabañones

Las siguientes medidas ayudan a prevenir los sabañones:

  •  Protejas su cuerpo del frío llevando ropas cálidas.
  • Cubra su cuerpo adecuadamente cuando salga al exterior en temporadas frías.
  • Use calzado cómodo con suela aislante.
  • No use zapatos o medias que sean demasiado apretadas, ya que pueden interrumpir la circulación.
  • Evite llevar ropa mojada.
  • Asegúrese de mantener la cara, las manos y los pies calientes y secos.
  • En caso de que se exponga a frío, asegúrese de que recalienta su cuerpo gradualmente.

 

Si necesitas saber más sobre cómo prevenir o tratar los sabañones, pregúntamos en la farmacia y te ofreceremos el mejor consejo para tu caso concreto.

¡Cuidamos tu salud!

¡Compártelo!

¿Tiene alguna duda?
981 583 079